Mujer inquieta, hoy vengo con muchas ganas de reflexionar junto a ti sobre mi método Tus 8 Espacios.

¿Qué significa para ti vivir y relacionarte desde tu seguridad esencial?

Para mí, relacionarme desde mi seguridad significa vivir hacia dentro, en conexión con mis 8 espacios y mis necesidades:

CUERPO: Movimiento, mimos, cuidado, alimento y descanso. Es nuestro templo.

INTUICIÓN: Meditar, practicar la presencia, el silencio, la soledad consciente y el contacto con la naturaleza. Este espacio es pura sabiduría.

EMOCIÓN: Reconocer, sentir, aceptar, expresar y trascender todas nuestras emociones, las agradables y las desagradables. Abrazar nuestra vulnerabilidad.

PLACER: Disfrutar, gozar, despertar nuestro poder femenino y nuestra energía vital. Naturalizar nuestra sexualidad.

CREATIVIDAD: Soñar, imaginar, visualizar y crear para materializar lo que deseamos. Somos únicas y especiales.

RAZÓN: Observar nuestros pensamientos, cuestionar todo lo que pensamos. Identificar nuestras creencias limitantes. Desaprender para aprender. Utilizar nuestra mente a nuestro favor.

ENTORNO: Cuidar nuestras relaciones, recolocarlas y/o potenciarlas. Atrevernos a ser auténticas para crear relaciones auténticas y a medida.

ESENCIA: Ser fiel a nuestros valores y a nuestro propósito de vida. Cultivar nuestras cualidades esenciales. Agradecer, fluir, aceptar, amar y confiar.

La auténtica seguridad esencial nace de nuestro ser, de nuestras experiencias, sabiduría, inteligencia, conocimientos, valores y fortalezas. Nada externo nos garantiza una seguridad estable y duradera.

Todas sabemos lo que es buscar esa seguridad en un coche, una casa, un trabajo, en el dinero, en la aprobación de los demás, en la salud….

Pero con el paso de los años, las experiencias vividas y la madurez descubrimos que todo esto es efímero. Que viene y va. Y que en cualquier momento puede desvanecerse y evaporarse. ¿Verdad?

¿Sabes? Nuestra seguridad esencial no es efímera, y solamente la encontraremos en nuestro interior, en la conexión con nuestra energía vital, esencia y amor interior. Aquí es dónde nace la CONSCIENCIA, el EQUILIBRIO, la COHERENCIA, la LIBERTAD, la PRO-ACTIVIDAD y la ACEPTACIÓN.

Pero, ¿sabes qué sucede si vivimos hacia fuera y desconectadas de nuestro Ser?

Pues que vivimos de forma re-activa, desde los miedos psicológicos y creencias limitantes, de forma inconsciente, con resistencias y bloqueos y, por lo tanto, desde el SUFRIMIENTO.

Desde aquí vamos en piloto automático. Desde esta desconexión interna no vivimos, sobrevivimos.

Bonita, ahora te mereces parar un instante…

Cierra los ojos, conecta con tu cuerpo, siente las sensaciones que hay en ti y respira lenta y profundamente. Quédate aquí sostenida, contigo y con tu respiración consciente. Ahora, agradece y sonríe.

Esta es una de las muchas maneras que pueden servirte para empezar a VIVIR HACIA DENTRO y en conexión con Tus 8 Espacios. ¿Qué te parece?

Te recuerdo que en tu interior tienes un tesoro y todo lo que necesitas para vivir en plenitud. Deja ya de enfocarte en lo externo y empieza a mirar hacia tu interior.

Tu seguridad esencial te pertenece y nadie te la puede arrebatar. Es tuya.

Con amor 

Gemma

Deja una respuesta